4 conceptos clave que debes conocer para conseguir un riego óptimo

El suelo es un entramado de partículas minerales que no forman una masa compacta, sino que entre ellas existe una compleja red de poros y canales por los que circula el aire y el agua. La capacidad de retener agua en el suelo dependerá de su textura (proporción de arena, limo y arcilla) y de su estructura.

Del volumen total de agua que puede almacenar un suelo, no todo está disponible para las plantas y, del que está disponible, no todo se puede absorber con la misma facilidad. A continuación, se explican los conceptos más importantes que debes conocer sobre la capacidad del suelo para almacenar agua y que te ayudarán a optimizar el riego:

  1. Capacidad de campo (CC): es el volumen de agua que un suelo puede retener después de saturarlo y dejarlo drenar libremente durante 48 horas. La capacidad de campo viene a reflejar el agua que el suelo almacena en los poros y canales pequeños, después de que los más grandes se hayan llenado de aire.
  2. Punto de marchitamiento permanente (PMP): se define como el contenido de humedad del suelo en el que la planta ya no tiene la capacidad de absorber agua del suelo haciendo que la planta se marchite y muera si no se aporta agua. Sin embargo, la mayoría de las plantas estarán sometidas a un estrés hídrico significativo antes de ese punto, y será muy factible que las plantas sufran una reducción importante de su rendimiento mucho antes de alcanzar el punto de marchitamiento.
  3. Agua disponible para las plantas (AD): se define como la diferencia entre la capacidad de campo y el punto de marchitamiento permanente.
  4. Agua fácilmente utilizable por las plantas (AFU): parte del agua disponible que las plantas pueden absorber con poco esfuerzo y por tanto sin merma de su capacidad productiva. El agua fácilmente utilizable depende de cada especie de planta, pero se considera, de forma orientativa, que para los cultivos menos sensibles a la sequía el agua fácilmente utilizable es el 50% del agua útil y para los más sensibles entre 25-30%.
Contenido de agua en el suelo
0 Compartir
Compartir
Twittear
Compartir